+

Los grandes sueños hacen grandes a las personas

Siempre fui de perderme buscando mi mundo interior.

 

Llevo haciendo canciones desde los 16, y dando conciertos con mi banda de amigos (siempre defendiendo mis propios temas) desde los 18.

 

Comencé mi carrera profesional de la mano de Javier Arpa en 2013, grabando mi primer disco auto-producido de estudio, Lo que nunca te dije, en los estudios El Escondite. Con él, desde su presentación el 15 de Mayo de 2014 en la madrileña sala Clamores, he girado por gran parte de la geografía española. Aun así no olvido mis raíces, y sigo dando conciertos con mi antigua banda. Nos hacemos llamar Los Cubata y hacemos versiones disparatadas para divertirnos y no perder el contacto.

Tuve tiempo de pensar en lo que esperaba de mi vida, en el camino elegido y aprendí a encontrar el equilibrio entre las expectativas y la realidad. Pasaron dos años y a mediados de 2016 me puse en contacto con Macarena T. Villar, filóloga valenciana a la que seguía la pista por su buen trabajo con los libros de mi amigo y compañero de oficio, Fran Fernández. Le envié unos textos en los que había estado trabajando y, al leerlos, me animó a publicar mi primer libro.

 

Guía para corazones sin cabeza fue publicado en febrero de 2017, presentándolo en espacios como Fnac

La Gavia, Libertad 8 y La Fídula en Madrid, el Toma 3 en Gijón o el I.E.S. Rei en Jaume en Alzira, donde participé en un taller con los alumnos de la mano de Macarena T. Villar, para hacerles más accesible el mundo de las letras y las ideas.

 

En 2019, publicaré mi segundo disco auto-producido de estudio El precio de la memoria.

Tengo muy clara mi línea editorial. Prefiero apostar por el arte antes que por mi imagen. Me refugio en los diseños y grafismos de mi amiga e ilustradora Ana Moyano. Ella sabe captar mi esencia y la plasma en cada una de las portadas de los discos y libros, y sus ilustraciones. Para explotar mi imagen ya cuento con el saber hacer de Victor Hugo Martín Caballero en la dirección de videoclips (Febrero, single de El precio de la memoria); Nicola Beccu, en la grabación de temas en directo a través de su canal Directo Lavapiés; o con la colaboración de Francisco Gilarranz y Noa Pa en el soporte fotográfico.

Lo que nunca te dije.

Punto de partida de este largo camino.

Un proyecto que solo

me da alegrías.

No dejo de crecer ni como persona ni como músico al lado de esta banda que hace realidad el mayor de mis sueños.

Ana Moyano es

quien plasma mis ideas

con sus ilustraciones y

diseños. Siempre saca mi mejor versión.

Disfrutando del camino, descubriendo a grandes compañeros de viaje y

compartiendo canciones y cumpliendo sueños.

Javier Arpa,

amigo, produtor y culpable de los arreglos de mis canciones.

En mi versión más acústica y llevando mis canciones por grandes escenarios.

Macarena T. Villar fue quien me ayudó a dar forma a mis ideas y

La Chica Metáfora, la primera que me dijo que las plasmara en papel.

Que la música sea siempre el oasis y no el espejismo. Nada como que las personas a las que admiro me sientan compañero.

Hay quien dice que estoy recogiendo lo que sembré. Hay quien me desea suerte; incluso quien piensa que me lo merezco. Pero en realidad solo soy un narrador de historias que se deja ser y que solamente aspira a poder devolver todo lo que han ido depositando en mí las personas que me he ido encontrando en el camino.

 

A estas alturas de mi vida, reconozco que lo díficil es Ser. Uno puede parecer, puede desaparecer, pero Ser supone estar y saber cuál es tu lugar; y no sólo saber quién eres, sino que nadie lo dude.

Yo soy Miguel Osa y sólo espero estar a la altura de lo que se espera de mí.

 

Bienvenida

Bienvenido